Las arañas se sujetan en las telas gracias a que generan electricidad

Las arañas no se caen de su red. ¿Pegamento o magia? Algo más interesante: sus ocho patas están recubiertas de micropelos generadores de corrientes eléctricas que les permiten adherirse al tejido. Estos pelos, llamados sétulas, pueden con la araña y con lo que lleve a cuestas, hasta 170 veces el peso del animal.

Los físicos conocen el truco: son las fuerzas de Van der Waals con las que se atraen algunas moléculas cuando están a un nanómetro unas de otras –10.000 veces más cerca que el grosor de un cabello–. La teoría, que es similar a la del adhesivo de los post-it, en el reino animal funciona en toda clase de superficies y hasta bajo la lluvia.

Via | Muy interesante

Sobre el autor

Alberto Martinez

Ingeniero industrial en la especialidad de la electricidad, y apasionado de los mecanismos de generación, transporte y distribución de energía. Cada día más apasionado por la movilidad sostenible.

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>